¿Cómo comprobar si su vehículo dispone de sistemas Check-Control?

La forma más sencilla de comprobarlo consiste en: Quitar una de las lámparas de freno de uno de los pilotos traseros, encienda el motor del vehículo y pise el pedal del freno, si aparece un error tiene que instalar un kit electrónico universal o específico.